domingo, 5 de marzo de 2017

EL LIBRO DE LA ALEGRIA del DALAI LAMA Y DESMOND TUTU

Buenos días. Hoy como en otras ocasiones vengo con un libro muy diferente. Traigo un canto a la vida, un libro que nos ayudara a todos los que lo deseamos a ser más felices a través de un cambio de mentalidad.

SINOPSIS

El laureado Premio Nobel de la Paz, Su Santidad el Dalai Lama, y el arzobispo Desmond Tutu han sobrevivido a más de cincuenta años de exilio, a varias persecuciones e incluso a situaciones de desgarradora violencia. A pesar de sus sufrimientos -o como ellos dirían, «gracias a ellos»- son dos de las personas más alegres del planeta.

En abril del año 2015, el arzobispo Tutu viajó a casa del Dalai Lama en Dharamsala, India, para acompañarlo en la celebración de su ochenta aniversario. Aprovechando la ocasión se dispusieron a crear algo que, esperaban, se convirtiera en un regalo para otros. Mirando atrás en sus largas vidas se propusieron responder a una única y candente pregunta: ¿Cómo podemos encontrar la alegría mientras afrontamos el inevitable sufrimiento de la vida?

En el transcurso de aquella semana, ambos intercambiaron historias, bromearon y compartieron sus prácticas espirituales. Tras esos días llenos de risas, y algunas lágrimas, estos dos héroes mundiales miraron en el abismo y la desesperación de nuestros tiempos y encontraron la manera de vivir una vida llena de alegría.

Este libro nos ofrece la inusual oportunidad de compartir con estos dos grandes hombres la sorprendente y original semana que pasaron juntos, desde el primer abrazo hasta la despedida final. Los escucharemos mientras exploran la naturaleza de la verdadera alegría y se enfrentan a todas sus barreras -desde el miedo y el estrés y la rabia y el dolor hasta la enfermedad y la muerte - y aprenderemos de sus «Ocho pilares de la alegría», que nos proporcionan recursos para una felicidad duradera.

El arzobispo nunca ha proclamado su santidad, y el Dalai Lama se considera a sí mismo un simple monje. En esta colaboración única, nos ofrecen las reflexiones de unas vidas llenas de dolor y desorden en medio de las cuales han sido capaces de descubrir un estado de paz, coraje y alegría que puede inspirarnos en nuestra propia vida.

El libro de la alegría no es solo una muestra de la profunda sabiduría de estos dos grandes líderes sino también de su humanidad, humor y pasión por la vida y los seres humanos.

 
 RESEÑA

Un libro muy muy especial… Nunca he sido de libros de “autoayuda” porque siempre he pensado que al único que ayudaban es al escritor que se forra con ellos…

En este encantador libro nos vemos inmersos en un acontecimiento único, 2 premios nobel de la paz se reúnen, después de varios años intentándolo sin conseguirlo, para enseñarnos cuál es el secreto de la felicidad.

Dalai Lama. Una eminencia que muchos conocemos de oídas pero que muy pocos entendemos de verdad. Una persona que a sus 81 años tiene una carrera brillante. Cuando en 1950 el Tíbet fue ocupada por el ejército de China, se vio obligado a abandonar su patria y su hogar para exiliarse por miedo a perder la vida. Refugiado en la India, mira con positividad todo lo que ha cambiado su vida desde entonces. Recibió el Premio Nobel de la Paz en 1989.

Desmond Tutu. Tengo que reconocer que no sabía quién era y eso que fue el que nos dio la copa de campeones del mundo en el mundial de Sudáfrica de fútbol (¿A qué ahora le ponéis cara? Es el pobre hombre de color que casi tira la selección por la barandilla). Una de las figuras más importantes de la lucha contra el Apartheid de Sudáfrica, dedicó su vida a luchar contra las injusticias de su pueblo y conseguir la liberación de Nelson Mandela y el resto de los integrantes encarcelados del Congreso Nacional Africano. Tutu fue el primer sudafricano negro en ser elegido y ordenado como Arzobispo Anglicano de Ciudad del Cabo (Sudáfrica). Fue laureado con el Premio Nobel de la Paz en 1984.

Ahora bien, leyendo sus currículos, el lector puede pensar que estamos ante un libro de superación religiosa, ya que se trata de la conversación entre un budista y un anglicano, pero nada más lejos de la realidad.

A través de la reunión que tiene lugar durante una semana, dos personas con un corazón de oro nos enseñan, sin exponer religiosidad ninguna, el camino hacia la felicidad. El libro no explica cómo conseguirlo a través de la religión, ni siquiera entra en el concepto de que tengas que ser religiosos para alcanzar la felicidad. Es una serie de consejos y cambios en la mentalidad de las personas lo que conseguirá que alcancemos nuestro objetivo: ser felices. Al final, el propio Dalai Lama nos enseña una serie de ejercicios en lo que llaman “practicar la alegría”, consejos muy necesarios para ayudarnos a superar el día a día.

Tengo que reconocer que me ha sorprendido mucho el conocimiento de la sociedad actual que tienen los dos. Teniendo en cuenta que uno es un budista, que piensas que vive alejado de la sociedad en una montaña perdida, y el otro un clérigo, que ha vivido en Sudáfrica a pesar de las amenazas de muerte, es impresionante el conocimiento de como, poco a poco, se ha ido volviendo la gente más egoísta y como la propia educación de las personas ha cambiado en ese aspecto.

En el libro también se trata, pero de manera superficial, las penurias y dificultades que han tenido que vivir cada uno de los personajes y como a pesar de ello han logrado ser felices. Esa parte me ha gustado mucho porque la verdad es que no tenía muchos conocimientos sobre la situación del Tíbet. 

Recomendado para todos aquellos que quieren cambiar a mejor, que quieren ser felices simplemente cambiando su manera de ver la vida porque, seamos sinceros, hay cosas que no podemos evitar, pero si podemos evitar como nos hacen sentirnos.
¿Y vosotros? ¿Qué opináis?